Hijo, nos conocimos por Tuenti

tuenti newTan real como la vida misma, muchos de nosotros conseguimos conocer o atrevernos a hablar a nuestros primeros ligues gracias (o por desgracia) a esta ex - red social. Somos conscientes de lo importante que fue Tuenti para nuestras vidas… y lo terrible que es entrar ahora en nuestro perfil y recordarlo.

Una de las noticias de las que más se ha hablado las últimas semanas es de que Tuenti, como red social, va a desaparecer, ¿en serio a nadie le da pena?

Sin duda, era el Facebook de los adolescentes, pero de repente… dejamos de utilizarlo. Pero, ¿qué pasó para que su éxito bajara como la espuma? “Whatsapp”, eso fue lo que pasó. En 2010 los más afortunados empezaban a tener aquellos móviles tan del otro mundo que todos envidiábamos, los smartphones, y entre ellos se comunicaban por esta reciente aplicación que permitía estar en continuo contacto con quien también la tuviera siempre con conexión a Internet. Cada vez más y más disfrutaban de ello y ya lo de quedar por Tuenti y sus famosas fotos donde nos poníamos en contacto con todos nuestros amigos a la vez (y donde se pecaba de no tener privacidad ya que prácticamente cualquiera se podía enterar de los planes) no se llevaba.

Tuenti, en su versión de red social, nació en 2006 y durante sus primeros años funcionaba por invitación, lo que le daba un aire de exclusividad.

"¿Cómo es que no tienes cuenta? Te mando una invitación" era la frase más repetida a aquellos que confesaban no haberse dado de alta aún. Aunque en principio el servicio iba orientado a universitarios, pronto caló también entre los más jóvenes de la población española. Sus años dorados duraron aproximadamente hasta 2011, a partir del cual la popularidad de la red social fue poco a poco desmoronándose. En verano de 2012, celebraban por todo lo alto haber conseguido 14 millones de usuarios registrados, pero Tuenti ya había perdido mucho tirón.

Con Facebook pisando fuerte por todo el mundo y con Tuenti mostrando ya síntomas de desgaste, tocaba mover ficha. En Telefónica, tras haber comprado el 90% de la compañía, lo tuvieron claro: si con la red social no tenían mucho futuro, sí que podrían tenerlo con algo que permitiera a la gente utilizar las redes sociales y otros servicios en Internet. Así nació Tuenti Móvil. Fue la primera en especializarse en el target de la gente joven, por lo que su éxito fue grande. Así que, como diría Darwin, Tuenti no murió, sino que se adaptó (o la adaptaron) a su entorno.
“Uno no debe adaptarse al cambio, sino crearlo.” – Jorge González Moore